Claves para alcanzar el éxito en la gestión deportiva

Gestionar una organización dedicada al deporte no dista mucho de otros tipos de organizaciones. Hay ciertos factores que deben atenderse sin importar el rubro al cual hay que gestionar.
102124_620

Es fundamental establecer objetivos que ilusionen, pero sean realistas y tener la capacidad de identificar correctamente los recursos necesarios para llevar a cabo un proyecto.

En la actualidad, la industria del deporte ha visto que es fundamental incorporar profesionales bien formados que sepan realmente como llevar a cabo una administración eficiente en este sector.

Para el director del Máster en Dirección y Gestión del Deporte de la UPF-Barcelona School of Management, Carles Murillo, “el conocimiento del sector y de las áreas funcionales de la empresa, junto a la importancia de las cuestiones de la ética en las corporaciones y la adquisición de determinadas competencias generales e instrumentales, constituyen el gran reclamo de los agentes económicos en el sector”.

El especialista considera que la gestión del deporte permite a los dirigentes tomar decisiones de una manera más informada bajo los principios del funcionamiento económico del sistema deportivo, tanto desde la perspectiva de la provisión de servicios, la organización de actividades, el financiamiento de las mismas, la dirección y gestión de equipos de personas, o el uso y aprovechamiento de las nuevas tecnologías y las redes sociales.
Incluso, según el coordinador del magíster en Gestión Deportiva de la Universidad Metropolitana chilena de Ciencias de la Educación (UMCE), Marcelo González, actualmente existe una demanda creciente por especializarte en esta área. Sin embargo alude a que esta alza no debe traducirse en la incorporación de nuevos programas sino que en la profesionalización de mejores gestores.

Los deportes se han transformado en un negocio millonario y profesionalizar su manejo es no sólo importante sino necesario.

Por ejemplo, en España la gestión deportiva ha pasado de ser una anécdota a ser una necesidad, según explicó Murillo.

Para continuar en esta ola, es importante tener en cuenta que una buena gestión deportiva tiene claves y muchas de ellas pueden traspolarse a otro tipo de organizaciones.

1. Formular objetivos ilusionantes pero realistas.

2. Saber convertir una idea genial en un modelo de negocio rentable.

3. Tener la facultad de identificar correctamente los recursos necesarios para llevar a cabo un proyecto y elegir entre las alternativas posibles de manera eficaz.

4. Transformar de manera adecuada la información, tanto interna a la organización como del entorno, en conocimiento al servicio de los objetivos formulados.

5. Otorgar la prioridad al cliente, sobre todo en las empresas de servicios.

6. Establecer puentes de colaboración permanente con todos los stakeholders.

7. Diferenciar la oferta productiva y posicionarla adecuadamente en el marcado, entendido de manera lo más amplia y global posible.

8. Conseguir arropar el proyecto de un equipo de personas comprometidas con la institución, motivadas y dirigidas de manera adecuada y con incentivo.

9. Establecer una cultura de la evaluación en todas y cada una de las parcelas de actuación de la institución mediante un conjunto de indicadores útiles para la monitorización de la marcha de la entidad.

10. Hacer de la flexibilidad una virtud que permita la adaptación rápida al cambio permanente en el que vivimos

Todos estos puntos son importantes para llevar adelante una organización exitosa.

FUENTE: https://www.capacitarte.org/blog/

Te puede interesar